Un joven ingresó a la casa de su expareja por la ventana para revisarle el celular y ella lo mató a puñaladas. El crimen ocurrió en una vivienda de la localidad de Rafael Castillo, la misma en la que solían vivir.

Durante las primeras horas de este sábado, Nahuel Ezequiel Cruz (29) fue en busca del teléfono de Gisela Erika Giménez (35). Sin embargo, ella se resistió a dárselo y comenzó una pelea que terminó con Cruz asesinado a cuchillazos en el piso de la cocina.

Se espera el resultado de la autopsia para esclarecer el hecho. Sin embargo, el fiscal Gastón Duplaá consideró que se trató de un “homicidio en legítima defensa” y la mujer quedó en libertad.

Por editorial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *